Enarenado en húmedo

La tecnología del enarenado en húmedo en sustancia prevé la utilización de agua como componente o como vehículo para llevar las partículas de abrasivo contra la superficie a tratar, eliminando así la formación de polvo que se desarrolla durante el impacto.

Existen básicamente tres tipos. Estos sistemas, si se utilizan en superficies de hierro, determinan inmediatamente el inicio del proceso de oxidación y por lo tanto se aconseja aplicar sobre la superficie todavía mojada un producto pasivante o fosfatante para inhibir desde el principio la oxidación superficial.

 

Aerohidroenarenado

El hidroenarenado en la práctica utiliza como base una hidrolimpiadora en la que, al salir el chorro de agua, se monta un sistema venturi que aspira el abrasivo desde un recipiente. En definitiva, se sustituye el aire (vehículo de transporte del abrasivo en el arenado en seco) por el agua. Este sistema obtiene la eliminación del polvo penalizando considerablemente lo siguiente:


La única ventaja de la hidroarenadora es la posibilidad de trabajar sin necesitar tener a disposición aire comprimido.

vuelve aarenado en húmedo

 

Enarenado con humidificador

El enarenado con humidificador, utiliza como base una arenadora en seco en la que se lleva agua al exterior del chorro de la mezcla aire-abrasivo, después de que esta última ha salido de la boquilla. Este sistema es muy económico, mantiene el rendimiento del enarenado en seco, utiliza bajas cantidades de agua pero los resultados de reducción del polvo con frecuencia no son los mejores porque normalmente el agua extraída directamente de la red hídrica (en presencia de tuberías de 20 ó 40 m de largo, que con frecuencia corren en vertical) no mantiene el caudal necesario para obtener el resultado deseado. Además, el flujo de aire no se intercepta ni suspende al detener la arenadora.

El enarenado con humidificador utiliza como base una arenadora en seco en la que se lleva agua al exterior del chorro de la mezcla aire-abrasivo, después de que esta última ha salido de la boquilla. Este sistema es muy económico, mantiene el rendimiento del enarenado en seco, utiliza bajas cantidades de agua pero los resultados de reducción del polvo con frecuencia no son los mejores porque normalmente el agua extraída directamente de la red hídrica (en presencia de tuberías de 20 ó 40 m de largo, que con frecuencia corren en vertical) no mantiene el caudal necesario para obtener el resultado deseado. Además, el flujo de aire no se intercepta ni suspende al detener la arenadora.

vuelve a arenado en húmedo

 

Aerohidroarenado

El aerohidroenarenado es la tecnología más reciente e innovadora; podemos ver el principio de funcionamiento en detalle en la ilustración dentro del catálogo las arenadoras modulares. Este sistema utiliza como base una arenadoras modular en seco en la que se inyecta agua en una cámara situada antes de la boquilla de enarenado. De este modo se obtiene la salida de una mezcla homogénea compuesta de aire-agua-abrasivo. Para efectuar el aerohidroenarenado es necesario disponer de unaarenadora modular completa delkit de aerohidroenarenado mod. WBK 10 (sistema más caro que los otros dos) que permite obtener el rendimiento del arenado en seco con los resultados de reducción del polvo de la hidroenarenadora.

La alimentación del agua es independiente de la presión de red, garantizando por lo tanto siempre el caudal necesario y el flujo del agua están controlados por el sistema de arranque y parada de la arenadora.

El operador, mediante una válvula situada en la empuñadura, tiene la posibilidad de regular la cantidad de agua necesaria que variará en función del diámetro de la boquilla, de la cantidad de abrasivo y de la superficie a tratar. Normalmente, con un caudal de agua comprendido entre 0,5 y 1 l/min. se elimina completamente el polvo generado por el trabajo efectuado con una boquilla Ø 6-8 mm. Por lo que este sistema evita colados copiosos de agua en las zonas inferiores durante el trabajo e fachadas externas o acumulaciones de agua en el transcurso de trabajos dentro de locales.

Utilizando abrasivos polvorientos, se puede verificar que una parte de estos permanezca pegada en el soporte; por eso en las arenadoras Modulares existe la posibilidad de tener un mando a distancia situado en la empuñadura, que permite al operador cerrar el flujo de abrasivo. En este modo el operador, cada 4-5 4-5 m², puede lavar cómodamente mediante un chorro de aire y agua la parte ya enarenada y continuar el trabajo de enarenado restableciendo el flujo de abrasivo mediante el dispositivo de mando de seguridad.

vuelve a arenado en húmedo